{{title}}
{{contactOpenText}}

Envíenos un mensaje

Encuentre un distribuidor
Nuestra extensa red global de distribuidores está lista para servirle en su idioma local en su zona horaria.

¿Prefiere llamar?
El servicio de atención al cliente también está disponible por teléfono de lunes a viernes, de 8 am a 5 pm, hora de Alemania.

Para soporte de productos, ventas y consultas generales:
+49-7025-9208-0

 

Estamos disponibles para ayudarle

Envíenos un mensaje

Encuentre un distribuidor
Nuestra extensa red global de distribuidores está lista para servirle en su idioma local en su zona horaria.

¿Prefiere llamar?
El servicio de atención al cliente también está disponible por teléfono de lunes a viernes, de 8 am a 5 pm, hora de Alemania.

Para soporte de productos, ventas y consultas generales:
+49-7025-9208-0

 

marzo 24, 2020

Los pormenores de los medidores de flujo electromagnéticos

Los medidores de flujo electromagnéticos son la principal elección de medidores para registrar el volumen de flujo de líquidos conductores de electricidad en una amplia gama de industrias, incluyendo la química, la farmacéutica y la de tratamiento de agua y aguas residuales. Descubra cómo funcionan estos medidores y sus principales beneficios.
Los medidores de flujo electromagnéticos son una opción de medidor líder para registrar el volumen de flujo de líquidos conductores de electricidad en una extensa gama de industrias, como la industria química, farmacéutica y el tratamiento de agua y aguas residuales. A los medidores de flujo electromagnéticos también se los conoce como medidores magnéticos (o medidores mag) y se ha demostrado que disminuyen el mantenimiento del sistema y mejoran la precisión, por lo cual llegan a ser una solución de medición común en muchas aplicaciones clave. Siga leyendo para aprender en detalle cómo funcionan estos medidores, además de sus beneficios adicionales.  

Explicación de los medidores de flujo electromagnéticos

Los medidores de flujo electromagnéticos son medidores de flujo volumétrico que funcionan en base al principio de la Ley de inducción electromagnética de Faraday. Miden la velocidad del flujo cuando el líquido pasa por el medidor durante un plazo determinado. Los medidores electromagnéticos no son intrusivos y su diseño de tubo de flujo totalmente abierto facilita un flujo desinhibido y reduce la necesidad de mantenimiento gracias a que no tiene partes móviles que puedan desgastarse.

Beneficios clave de los medidores de flujo electromagnéticos

Independientemente de si su meta es mejorar la precisión, disminuir el mantenimiento del sistema o satisfacer las demandas de las condiciones de líquidos desafiantes, los medidores electromagnéticos son una opción líder para que sus aplicaciones obtengan el rendimiento y la precisión que necesitan. Las personas seleccionan los medidores electromagnéticos por las siguientes razones clave:

  • Lecturas de precisión de hasta +0.20% del valor medido, un resultado impresionantemente exacto en comparación con algunas contrapartes mecánicas
  • No contiene partes móviles ni obstrucciones de flujo, por lo cual prácticamente se elimina la necesidad de mantenimiento o las caídas de presión
  • Relación de reducción del rango de flujo de hasta 400:1 o mejor, aportando capacidades extensas de rango de flujo
  • Disponible en varios tamaños para que se pueda adaptar a diversos tamaños de tuberías, desde ¼ pulgadas hasta 78 pulgadas

Cómo funcionan los medidores de flujo electromagnéticos

Cada tubo de medidor electromagnético cuenta con un revestimiento de un material no conductor, como caucho duro, PTFE o algo parecido. Hay dos bobinas electromagnéticas en el exterior del medidor que son alimentadas por CC y están diametralmente opuestas entre sí. Se insertan dos electrodos de medición en el tubo, colocados perpendicularmente en comparación con las bobinas electromagnéticas. Se agrega un tercer electrodo en la parte superior del revestimiento para detectar si la tubería está llena. Este diseño calculado crea un campo magnético a lo largo del diámetro de la tubería debido a que las bobinas están energizadas.

Cuando un fluido conductor (como el agua) fluye por el campo magnético, se induce un voltaje a lo largo de los dos electrodos de medición. La magnitud del voltaje resultante es directamente proporcional a la velocidad promedio del fluido. Posteriormente, el voltaje inducido se amplifica y se procesa digitalmente para causar una señal digital o analógica exacta. Tal señal se puede usar para indicar la tasa de flujo o la totalización del volumen de fluido, o para tener una comunicación o interacción con otro equipo.

Aplicaciones clave de los medidores electromagnéticos

Los medidores electromagnéticos son opciones adecuadas para varias aplicaciones, incluyendo:

  • Agua potable, agua y aguas residuales, agua de pozo y agua recuperada
  • Irrigación
  • Agua de proceso/semiconductor
  • Sustancias químicas
  • Alimentos
  • Sector farmacéutico/biotecnología
  • Calefacción, ventilación y aire acondicionado (HVAC)
  • Industrial
  • Dosificación de concreto
  • Generación de alimentación

Seleccionar un medidor electromagnético para su aplicación

Todos los medidores electromagnéticos funcionan de la misma forma, pero tanto los tamaños como los materiales y características varían, por lo que es importante trabajar con un equipo que entienda los requisitos de su aplicación. Consulte nuestra variedad de medidores electromagnéticos o pida a nuestros expertos que le hagan una recomendación. Nos complacerá ayudarlo a encontrar la solución perfecta para su aplicación en particular.

Lee mas

Estamos disponibles para ayudarle

Envíenos un mensaje

Encuentre un distribuidor
Nuestra extensa red global de distribuidores está lista para servirle en su idioma local en su zona horaria.

¿Prefiere llamar?
El servicio de atención al cliente también está disponible por teléfono de lunes a viernes, de 8 am a 5 pm, hora de Alemania.

Para soporte de productos, ventas y consultas generales:
+49-7025-9208-0